¡Viene el cambio! ¡Judimendi Eskola inicia el modelo D y el aula de 2 años!

El colegio Judimendi ha tomado la decisión de cambiar el modelo lingüístico, pasando del modelo A al modelo D. Este cambio conlleva, además, la creación del aula de 2 años, proyecto muy demandado por el barrio y las familias del colegio.

El modelo D entrará en vigencia en el año académico 2024-2025, con la matriculación de alumnos de 2 años. Dicho modelo irá incorporándose, año a año, a todos los niveles de Educación Infantil y Primaria.

Con esta nueva actuación, el colegio Judimendi quiere recoger, aún más, los requerimientos y deseos de la ciudadanía del barrio, y ser el ámbito educativo de proximidad de las vecinas y vecinos de la zona, con la igualdad de oportunidades de nuestros niños en el horizonte.

NORMAS DEL COMEDOR

  • Respetamos a las compañeras y compañeros, y a las indicaciones que nos hacen las monitoras.
  • Respetamos los puestos de comida, sentándonos donde nos han indicado las responsables.
  • No jugamos con los cubiertos ni tiramos migas a los demás.
  • Nos mantenemos sentados durante el tiempo de la comida.
  • Los útiles de aseo están ordenados, en los lugares asignados para ello.
  • En el patio sólo utilizamos balones blandos, que se entregan en el colegio, y respetamos la zona de Infantil para los más pequeños o para juegos tranquilos.
  • Permanecemos dentro del recinto escolar, donde se realizan las actividades de comida y juegos. Para salir pedimos permiso a la responsable del comedor.
  • Guardamos la debida compostura en el comedor.
  • No comemos chucherías, ni antes ni después de las comidas.
  • Traemos el neceser con los utensilios que nos han pedido (pasta, cepillo y papel).
  • Nos lavamos siempre las manos antes y después de comer, y los dientes después de la comida.
  • Todos comemos el menú que conocemos con anterioridad, salvo cuando el médico nos prescribe algo diferente mediante un certificado.
  • Utilizamos cada lugar para lo que está destinado (comida, juego, lectura…).

Todos estamos comprometidos a cumplir todas estas normas. Si no las cumplimos perjudicamos a los demás, así que, si no somos capaces, será mejor no quedarnos al comedor.